¿Un mejor producto para tus clientes o mejores clientes para tu producto?



  • ¿Qué hacer cuando parece imposible adquirir más clientes?

    Es cierto, no es imposible crecer sin lograr Product-Market Fit. Sin embargo, podría costarte demasiado tiempo, dinero y esfuerzo. Sin él, necesitarás generar miles de visitas para obtener un usuario, cientos de personas registradas por cada transacción, o decenas de llamadas para conseguir un prospecto.

    Si estás inconforme con los bajos índices de conversión y te molesta que la mayoría de tu capital se vaya en publicidad, puedes probar un par de estrategias para lograr Product-Market Fit.

    La primera, es pivotear tu propuesta de valor para que se adapte mejor al mercado que te dará el crecimiento que esperas. ¿Por qué?

    El primer requisito necesario para lograr Product-Market Fit es tener un producto notablemente mejor que el de la competencia. La decisión de elegir tu producto debe ser casi inmediata y la experiencia de usarlo debe motivar a las personas a pasar la voz.

    La era donde los presupuestos de publicidad determinaban el éxito de una compañía llegaron a su fin. Ya no es posible crear negocios con productos promedio. En nuestra actualidad, el boca a boca lo define todo porque genera confianza. Sin embargo, nadie pasará la voz de un producto mediocre.

    Si tu producto es sólo marginalmente mejor que la competencia, crecer aceleradamente es una posibilidad muy remota. Si quieres lograr resultados acelerados y enormes, tu producto tiene que ser notablemente mejor.

    Toma en cuenta esto. Crear un producto notablemente mejor no significa hacer mejor lo mismo que hace la competencia. Se trata de ser irresistible para las personas en el extremo del mercado. Se trata dejar de ser un “seguidor” y convertirse en el “hereje” del mercado.

    Si toda la competencia es lenta, ¿Qué te hace el más rápido?

    Si toda la competencia es cara, ¿Qué te hace el más barato?

    Si toda la competencia es compleja, ¿Qué te hace el más simple?

    Si toda la competencia ofrece pocas opciones, ¿Qué te hace el más completo?

    Junto a un producto notablemente mejor que la competencia, tiene que ser fácil para las personas comunicar con otros lo más notable de tu producto. Tienen que verlo a simple vista y experimentarlo de verdad en cada interacción.

    Si estás seguro de tener un producto notablemente mejor, pero aún no has tenido los resultados que esperabas, es momento de poner en marcha la segunda estrategia: cambiar el segmento de clientes.

    Ese es el tema central de este trabajo. Rediseñar la propuesta de valor de un producto puede ser extremadamente costoso. Si has creado algo notablemente mejor y diferente, pero has dejado de crecer, es momento de buscar un nuevo subsegmento de mercado que te ayude a dar el siguiente salto.

    De aquí en adelante, las ideas que te compartiré se centrarán en la segunda estrategia. Con estas ideas, podrás hacer saltos laterales en el mercado para atraer a aquel segmento que te dará el crecimiento acelerado que necesitas.

    ....
    Este fragmento es parte de un trabajo en progreso. Con él, profundizaré en todos los temas que me ayuden a comprender cómo hacer crecer nuevos productos digitales.
    Para ver el resto del artículo entra aquí.


Accede para responder